jueves, 17 de julio de 2014

Cucapá Barley Wine 2007



Un buen amigo de ICF se encontró en su casa una caja entera de estas Cucapá Barley Wine 2007 que pidió hace ya bastantes años y tuvo la cortesía de regalarle a Mudo un ejemplar el cual esperó en abrir para alguna ocasión que fuera especial para In Cervesio Felicitas, la cual fue, cuando cerramos la convocatoria y se llenaron todos los lugares del Tour of Awesome II: #beerlievers Strike Back. Que mejor ocasión para subir sus notas a un par de días de irnos de pase, nuevamente, a esas deliciosas tierras cerveceras que son Tijuana y San Diego. 


Cuando yo empecé a tomar cervezas de manera más informada, ya no me tocó esta presentación sino la Green Card (y aun tengo una botella guardada del primer lote con ese cambio de imagen) pero Miguel de Amigos de la Vid ya nos había amenazado que esta edición añejada estaba ¡DE POCA MADRE! Así que se me hacía agua la canoa boca por probarla, aquí pues nuestras notas. 



Nombre: Cucapá Barleywine 20071 
Cervecería: Cervecería de Baja California 
Estilo: Barleywine 
Alcohol por Volumen: 10% 
Cantidad: 750ml o como me gusta llamarle "tamaño champaguama" 
Procedencia: Mexicali, Baja California, México 


Vista: Bastante turbia y como era de esperar, nada de carbonatación o corona en vaso. 

Olfato: De gran intensidad desde que servías, llenaba de manera deliciosa el ambiente. Higos, dátiles, masa madre, barniz, madera, uvas pasas, miel de abeja. Era delicioso y adictivo. 

Gusto: Cuerpo espeso y cremoso, una textura algo aterciopelada. Sabor muy acorde al aroma con las clásicas notas a higos y frutos secos con un sutil destello a alcohol que no picaba ni quemaba en garganta. Se quedaba en el paladar esa textura sedosa como de ciertos vinos. Un toque ligero a ciruela tanto en sabor como en una curiosa acidez. Compleja e interesante. 


Veredicto: Poca madre, pocas veces he tenido oportunidad de probar cervezas añejadas y curiosamente las Barley Wine son las que mas me han gustado (aun tengo sueños con la Old Guardian 2006 añejada en barricas de bourbon que probé el año pasado). Tengo entendido que no quedan muchas al buen amigo que nos la regaló pero espero que en alguna de esas que saque otra botella me toque un poquito más. 
¿Material para cava? Demostrado. 


He tenido esa manía de guardar cervezas en la bodega esperando algún día abrirlas y que hayan evolucionado de manera favorable, algunas veces pasa otras tantas no. Hubo un tiempo en que Cucapá era el rey de los artesanales mexicanos y esta Barleywine era tan querida y codiciada. Sus demás cervezas de temporada eran por igual queridas (y aquí en los HQ de In Cervesio Felicitas, la Lowrider sigue estando en top) y la verdad extrañadas. Las estoy esperando, aunque, dicho sea de paso, ya las espero sentado. 


Nos estamos leyendo 
Eslem Torres

martes, 24 de junio de 2014

003

¿Después de tres años ya le podemos llamar tradicional a este post? Yo creo que si, la idea es que mientras siga existiendo In Cervesio Felicitas siga saliendo esta nota de aniversario. Si, hoy cumplimos ya tres años en línea. 

Los dos años anteriores hablamos sobre lo que habíamos estado haciendo, en el primero cuando las Sesiones Cerveceras eran el nuevo bebé y en el segundo aniversario cuando arrancábamos con los Local Craft Beer y estábamos por hacer el primer #beerliever Tour of Awesome (que este verano vamos a repetir). Este año ha sido darle seguimiento a eso mismo y aunque tuvimos un proyecto bastante grande que se nos atoró no quiere decir que se va a quedar guardado en el cajón (moraleja, no te duermas en tus laureles). No, este año quiero aprovechar este espacio para agradecer a los que tengo que agradecer. 

En primer lugar a los que de una forma u otra me apadrinaron en esto de la bloggeada ya que sin el apoyo de ellos para dar a conocer ICF no hubiera agarrado vuelo en la forma que lo tomó. Rafa Ibarra, Cuauhtémoc Villasana y Miguel Fimbres, ambos tres fueron bloggeros de vino (Miguel luego pasó a hablar más de cerveza que de vino) con los que eventualmente se formó una muy buena amistad.  

Otro gran agradecimiento que debo hacer es para Jaime Ojeda de Cerveza Loom, aunque cuando yo lo conocí estaba haciendo sus pininos con su página web ConEspuma.com que fue el primer lugar con el que colaboré escribiendo de cerveza y me di cuenta que era un hobby que podía seguir manteniendo. A pesar que ya no participaba con ellos en ConEspuma seguía al pendiente de lo que Jaime estaba haciendo, así que me dio muchísimo gusto cuando supe que ya empezaba con Cerveza Loom en Chile (a la cual, le rezaba que no nos tocará jugar en el mundial... pero era Chile o era Holanda así que no había para donde hacerse). 

La verdad si quisiera escribir agradecimientos a todos este post estaría excesivamente largo, así que debo cerrar con dos cervecerías a las cuales les tengo un especial cariño. 

Cuando este blog apenas empezaba a hacer sus pininos recuerdo muy bien que Checo Gutiérrez de Cerveza Bocanegra, antes de salir comercialmente, nos invitó a un par de aficionados a que probáramos lo que en aquel tiempo era una Porter (muy rica por lo que recuerdo) que pensaban lanzar en el mercado. Después de ahí el apoyo de Bocanegra hacia nosotros siempre ha estado presente, desde las sesiones y LCB hasta fuera de los cervecero. Personalmente y como grupo que somos en ICF creo que no podemos dejar de agradecer a Checo por todo ese apoyo que nos ha brindado. 

También debo mencionar a Francisco Guzmán y Daniel Cigarroa de Bracino, otros muy buenos amigos de este sitio ya que igual, cuando iniciaban con su proyecto y sin ser nosotros nadie nos jalaron mucho para darles nuestras opiniones sobre sus cervezas. Es bien sabido que con ambos llevamos una muy buena amistad dentro y fuera del medio cervecero cuyo apoyo hacia ICF siempre ha estado ahí y con los que hemos llegado a colaborar más de una vez y que esperamos no sean pocas las veces que lo sigamos haciendo. 

Por supuesto que hay otras tantas cervecerías que nos apoyan y que están ahí con nosotros en todo lo que hemos estado organizando, pero estos dos tienen derechos de antigüedad. 

Este año vamos lentos en muchos aspectos, debo admitirlo, pero no se dejen engañar, no nos estamos durmiendo. Y si sí, no hagan pedo ¿a quien no le gusta dormir 5 minutitos más? 

Nos estamos leyendo
Eslem Torres

jueves, 19 de junio de 2014

Julius


Últimamente he estado muy interesado en las cervezas belgas he intento probar todo lo nuevo que encuentro en Monterrey, y regreso varias veces a viejas queridas como DuvelChimay y Westmalle. Esta Julius la verdad no me llamaba tanto la atención por ser de Hoegaarden que es lo mismo a que le pertenece a AB InBev así que no esperaba nada que me hiciera brillar los ojitos. 


No es que crea que las macros hacen cosas malas, pero no es mi primera opción, sobre todo cuando busco cervezas belgas pero no había porque no darle una oportunidad. Aquí nuestras notas. 


Nombre: Julius 
Cervecería: Brouwerij van Hoegaarden 
Estilo: Belgian Strong Pale Ale 
Alcohol por Volumen: 8.7% 
Cantidad: 330ml 
Procedencia: Hoegaarden, Bélgica 
Precio: 65$MX en Lúpulo Cerveza Store 


Vista: Dorada clara con buena carbonatación en el vaso, la corona muy compacta que desaparece rápidamente. 
Aroma: Mucho a grano, algo a paja, muy suave el aroma para lo que esperaba de una cerveza con tanto nivel de alcohol. 
Gusto: Maltosa, suave con sabores a paja, pan, masa madre y un toquesin a especias muy pero muy sutil. Lo que me sorprendió fue el cuerpo y lo fácil de beber, era peligrosamente bebible a pesar de su nivel de alcohol que no es poca cosa.  


Veredicto: Buena y nada más, un ejemplo muy simple de las Belgian Strong Pale Ale pero que si veo el nicho al que va. Tiene sus fanses, pero yo no soy uno de ellos. 
¿Material para cava? No lo recomendaría. 


Cuando he tenido la oportunidad de platicar con personajes cerveceros en Austin que ya tienen rato en esto siempre voy sobre la pregunta de "¿Qué tal la Celis White?" cerveza de Pierre Celis que fabricó ahí durante un tiempo, despues que dejara Hoegaarden por roses con AB InBev. La clásica witbier igual, no es mi opción #1 pero no me parece para nada mala (y mucho mejor que la Blue Moon, por ejemplo). Está Julius pasa algo similar, no es una nada mala Belgian Pale Ale y si podría recomendársela a varios amigos, pero para mi, me sigo quedando con otras opciones. 


Nos estamos leyendo 
Eslem Torres

lunes, 16 de junio de 2014

te amo internet, pero a veces te odio.

A estas alturas es muy probable que TODOS hayan leído ese famoso artículo de "los ingredientes del diablo que contiene la cerveza" u cualquier otro headline amarillista de su preferencia, tanto que llegó al mainstream y amigos que son ajenos a esto de la cerveza (más allá de sólo tomar latas de cervezas light por los lulz) lo compartían y se "preocupaban" por lo que estaban tomando, claro, con sus caguamas de Tecate Light a un lado. Pero bueno se logró lo que al parecer ese famoso post buscaba, causar paranoia. 

Para cualquier persona que conozca un poco respecto al proceso de fabricación de cerveza y esté enterado de como lo hacen las macro cervecerías, la sorpresa era de poca a nula (si acaso un par que desconocíamos que Newcastle llevara colorante pero pues, la Indio también así que para hacernos decir "Jesús bendito" tampoco era). Estoy seguro que más de una vez sus amigos les enviaron el link de algún periódico que hacía una nota al respecto SIN TENER UNA PUTA IDEA DE DONDE VENÍA ORIGINALMENTE, haciéndolo pasar como periodismo de altura cuando no es más que un blog y opinión de una persona "pro" vida y alimentación saludable. A mi la verdad me terminó por caer hasta mal que amigos me mandaran esa nota preguntándome mi opinión, a veces con semanas de diferencia, era como "neta, bato, ya por favor párenle al mame".  

Aunque algo hay que admitir, esa "Food Babe" causó más paranoia sobre las cervezas macros que muchos intentos de los puristas artesanales que se han empeñado a decir que las macro cerveceras hacen puro mugrero y cosas miserables. Así que punto para ella. Sin embargo, en una persona con la ignorancia al respecto como lo fue esta bloggera es de esperarse esa paranoia, pero me pareció lamentable que micro cerveceros se subieran al tren compartiéndolo y defendiéndolo sólo por ser mala publicidad "contra el maligno" sin darse cuenta de lo inexacto de esta información.

Hace un par de días este mismo sitio lanzó una petición para que estas cervecerías admitieran sus ingredientes porque, pues, viendo lo mediático que se volvió su post anterior al respecto no había porque dejar de exprimir lo que supongo se volvió su gallina de los huevos de oro.  


Yo esperaba que AB, Miller y Coors salieran diciendo "we don't negotiate with terroristspero no, doblaron las manos, seguramente la "mala" publicidad era un costo demasiado alto, más cuando estas compañías viven precisamente de la publicidad. Al menos AB creó una pagina donde viene listadas todas sus cervezas con detalles de sus ingredientesmientras que Miller-Coors prefirió hacerlo en Facebook. 


No quiero ser abogado del diablo, como muchos de ustedes queridos lectores encuentro a las cervezas producidas por las macros como algo bastante insípido y que no son mi preferencia número uno para tomar (decir que sólo tomo de micro productores sería absurdo, Bohemia es una de las cervezas que circulan frecuente en mi refrigeradorpero como lo escribí ya hace un par de años, satanizarlas porque "ya no te gustan" me parece algo muy, pero muy pendejo. 


Bien por "Food Babe" que (según ella, verdad) logró que las cervecerías se abrieran y revelaran la verdad sobre sus ingredientes (que no son sorpresa para nadie que conozca un poco del proceso) y la verdad esa libre información sobre lo que estamos consumiendo es buena, para los que están interesados en ello es una información bastante valiosa y para los que no, la verdad es que no les afecta que haya un par de información en la etiqueta, igual no la van a leer. Pero también qué credibilidad le puedes dar a una nota que dice que tengamos cuidado con la cerveza porque "lleva" glicol cuando, todos los que conozcamos aunque sea lo mínimo del proceso, sabemos que el glicol se usa para el control de temperatura y no como ingrediente a la cerveza (aunque hay unas que pareciera que se lo agregaran, por lo mal que saben). 

Aunque ojo, la Brewers Association, el organismo más representativo de los pequeños productores de Estados Unidos no ha mostrado su postura al respecto a este amarallista tema aun ¿habrá aplicado la de "el enemigo de mi enemigo es mi amigo"? Aunque bueno, también esta Food Babe ya puso a sus seguidores a hostigar a Samuel Adams para que se "abrieran" al respecto, algo que me parece absurdo siendo que muchos de los craftbrewers tienen en sus sitios web la lista de ingredientes a detalle. Ahora con Sam Adams en la mira de esta bloggera ¿empezará a hostigar también a los micro cerveceros?


Para resumir esto me tomaré la libertad de agregar una de mis frases favoritas sobre el internet.  


"The problem with internet quotes is that you can't always depend on their accuracy" 
Abraham Lincoln, 1864 

Nos estamos leyendo. 
Eslem Torres